¿Cómo se usa la aromaterapia en el interiorismo holístico?


El interiorismo holístico busca mejorar la estética de los espacios y adecuarlos de tal manera que generen bienestar para quien los habite, uno de los métodos que se utiliza dentro de esta técnica es la aromaterapia, una milenaria práctica que permite, a través del olfato, producir diferentes sensaciones según el estado que se desee alcanzar, ya que está comprobado científicamente que el olfato es el único sentido que tiene una conexión directa con el cerebro sin intermediación del tálamo. A continuación, hablaremos de las formas de aplicar este interesante concepto y cómo lograr el resultado que deseas.


La aromaterapia es una práctica que promueve el bienestar físico y emocional pues a través de ella no solo podemos lograr que los espacios tengan un olor agradable, también podemos lograr estados emocionales, curar algunos malestares físicos y armonizar la energía vital, por esta razón es cada vez más común su uso en lugares comerciales o residenciales.




En ocasiones queremos lograr estados de mayor concentración, creatividad, descanso, vitalidad entre otros, pero no logramos alcanzarlos ya sea por nuestros pensamientos o porque el lugar en el que nos encontramos no nos inspira dichos estados, por esta razón podemos estimular a través del olfato a nuestro cerebro y sentirnos plenos.


Existen varios métodos para aplicar la aromaterapia, los más conocidos son el uso de aceites esenciales en masajes corporales, inciensos, velas aromáticas, difusores de aroma y baños de inmersión.


A continuación, te aconsejaremos algunos aromas que pueden ayudarte a lograr el estado que deseas:

Si deseas descansar y relajarte la lavanda, la manzanilla, la melisa y el ylang ylang son perfectos aliados para conseguir estos estados. Es recomendable su uso en las alcobas o áreas de descanso.


Para transformar estados de tristeza y enojo nada mejor que la bergamota y la naranja que ayudan a encontrar paz y felicidad dando claridad para evitar conflictos y subir el ánimo.


Pero si por lo contrario lo que quieres es sentirte enérgico y mejorar la creatividad no hay nada mejor como la esencia de limón, la canela, la menta y el romero. Estos aromas en oficinas o estudios son muy apropiados.


En ocasiones buscamos reducir el estrés y potenciar la alegría y el entendimiento para esto recomendamos usar aromas de rosas, sándalo y vainilla. Los baños o áreas sociales son espacios ideales para estos deliciosos aromas.


También existen aromas para aliviar molestias físicas e infecciones, tal es el caso del eucalipto, el tomillo y la equinácea, de esta manera por medio del olfato podemos encontrar bienestar y complementar tratamientos médicos.



Estos son solo algunos ejemplos de los beneficios que esta práctica tiene, la cual se complementa perfectamente con el interiorismo holístico ya que más allá de tener un espacio hermoso estéticamente, es posible habitar en un lugar que es el cómplice perfecto para tener el estilo de vida que merecemos y nos ayude a sentirnos plenos para alcanzar nuestros propósitos.


Si deseas implementar en tus espacios esta práctica, puedes ponerte en contacto con nosotros y te asesoraremos para que puedas tener un lugar inspirador y acogedor.

30 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo